martes, 22 de febrero de 2011

IRRITANTES


A veces parece que las personas se esfuerzan para ser estúpidas. Yo lo soy involuntariamente, pero parece que la gente hace todo lo posible para serlo, o no hace nada para evitarlo. Otras veces no son así, solo son desagradables.

LLAMADAS TELEFÓNICAS

Te contaré como es mi rutina habitual al contestar el teléfono de casa:

David -¿Hola?
El otro -Hola…
David -… ¿Si? …
El otro -….buenas tardes...
David -… buenas tardes…
...
David -¿En qué le puedo ayudar?
El otro -Hem… si, ¿Se encuentra Eliasib?

¿Es tan complicado para la otra persona saludar y hacer la pregunta? Parece que somos adolescentes y estoy hablando con una niña a la que le gusto y que me quiere proponer que seamos novios.

Saber cómo se responde el teléfono en España fue de lo primero que indagué para no tener estos momentos que me desesperan, pero ni así me libro de ellos. No sé si soy yo el que rompe el protocolo, si es así, que alguien me lo diga.

VIALIDAD EN EL METRO

(Hago tantas referencias al metro, que ya lo instauraré como una nueva sección.)

Como he dicho, no soy precisamente un genio; pero aprendí muy rápido lo que muchos no aprenden en años o en toda su vida: "Dejar salir a la gente del bagón y después entrar". No sé que motiva la desesperación por entrar antes que salga la gente. Te podrás imaginar la estupidez que implica querer entrar mientras todos quieren salir… sí… un choque de frente. Suena tonto que la gente prefiera golpearse unas a otras en vez de esperar, afortunadamente son los menos. ¡Oh si! y si llegas a chocar con ellos (por obviedad física), ellos son los que se molestan y te gritan. Estas personas son argumentos vivientes a favor de la pena de muerte.

¿Y qué me dices de el tránsito en los pasillos? Aunque hay unos especímenes raros, el ser humano tiende a ser ordenado. Sin que nadie lo estipule, puedes ver un "carril" de ida y otro en sentido contrario de gente caminando buscando la salida o la conexión a otra línea. Pero siempre hay un inadaptado que va contracorriente y hace que todos tengamos que esquivarlo o golpearlo en el hombro.

Luego encuentras a personas que deciden que el mejor lugar para detenerse y buscar algo en su bolso, hacer una llamada, escribir o leer un mensaje, o elegir que el pasillo que debe coger; es a la mitad, justo donde se interceptan los dos pasillos. En esos momento quisiera que el espíritu de algún viejito español me poseyera y gritarle que "dejen libre el camino que es para que todos pasen", como muchos tienen como costumbre.

A pesar de todo, prefiero que la gente sea estúpida a que sea mal intencionada; y creo que de los segundos hay muy pocos en Madrid, al menos comparándola con Mérida.


Gracias como siempre Keyla.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

jajajajaja, será que tienes que decir de entrada "diga?" y no "hola" por lo menos eso a mi me funciona xD

Lo que yo detesto es que la gente, en mi facultad, se ponga en todAAA la puerta a fumar y no dejen ni entrar ni salir, ni siquiera se mueven cuando te ven, es decir a la vez "permiso y entrar empujando":S

Gery!

인순이 dijo...

El metro XD ya era hora de que tuviera su propia sección, soy culpable de ser una de esas personas, pero en mi caso no es mala intensión sólo descuido ^^

Davo dijo...

Gery, intentaré tu método.

Insuni,¿A ke tipo de personas te refieres?

인순이 dijo...

A las que se paran en medio de todo por que creyeron oir el cel, o que van contra la corriente por que no me di cuenta que existían esos "carriles" :P

Publicar un comentario